Foto: Twitter. El cuerpo de Blanca Fernández Ochoa fue encontrado en la sierra de Guadarrama.
Tras días de intensa búsqueda se cumplieron los peores presagios. El cuerpo sin vida de la esquiadora y medallista olímpica española Blanca Fernández Ochoa (56 años), fue hallado en el pico de La Peñota, cerca de Cercedilla, en la sierra de Madrid, según afirman las fuentes policiales del país ibérico.
El cadáver, con un fuerte golpe en la cabeza, presenta síntomas de haber sufrido una caída, según fuentes cercanas a la investigación. Un guardia civil fuera de servicio que estaba de voluntario y su perro, fueron quienes hallaron el cuerpo.
La deportista estaba en paradero desconocido desde el 24 de agosto, cuando fue vista entrando y saliendo del Hipercor de Pozuelo de Alarcón, donde compró un poco de queso. Ese mismo día, un vecino de Cercedilla vio a Fernández Ochoa dirigiéndose hacia la zona donde este miércoles ha sido encontrada.