Las altas temperaturas pueden causar consecuencias en la salud, por lo cual extremar los cuidados y la protección de la piel se hace clave por estos días en la ciudad. Entrar en redes sociales o caminar por la calle en Barranquilla por estos días tiene una constante que va más allá de los habituales memes y reclamos políticos: el calor.
Las altas temperaturas y la sensación térmica elevada ha hecho que muchos hablen del tema y que los cuidados a la salud se intensifiquen para evitar cualquier complicación. La respuesta fisiológica al calor, explicada por la Organización Mundial de la Salud, aumenta la temperatura basal y la reacción del centro termorregulador que ocasiona un masivo flujo de sangre a la periferia y sudor. “Ambos mecanismos pueden sobrecargar el sistema cardiovascular y generar deshidratación con pérdida de líquidos y electrolitos.
Estos mecanismos no funcionan adecuadamente en personas en condiciones de vulnerabilidad”. “A mayor humedad, mayor es la sensación térmica, lo cual reduce la capacidad del organismo de enfriarse adecuadamente”, explica la OMS. Los efectos leves y moderados que causa esta temperatura son los edemas de miembros inferiores, síncope o hipotensión ortostática en personas que toman medicamentos con efecto hipotensor, también se presentan calambres por pérdida de líquidos y electrolitos y el agotamiento por calor.
El llamado golpe de calor es el efecto más severo que registran los especialistas, que una vez que se presenta, sin tratamiento especializado oportuno puede llevar a la muerte. La respuesta al calor depende de cada individuo y de su capacidad de adaptación. Sin embargo, es importante tener en cuenta las recomendaciones que brindan los expertos. Lo primero para prevenir los efectos del calor, según las recomendaciones de la Organización Panamericana de la Salud, es informarse sobre alertas y predicciones meteorológicas.
Un dato importante es el de evitar exponerse al sol entre las 11 de la mañana y 4 de la tarde, los rayos UV solares son más fuertes en ese periodo de tiempo. Para aquellos que son padres o que tienen a su cuidado a otras personas, no dejar niños o ancianos en vehículos estacionados. Tenga en cuenta el índice UV. Este importante dato, que se puede conseguir buscando en Internet o revisando la temperatura y proyección que muestran los celulares, le ayuda a planificar sus actividades al aire libre para evitar una exposición excesiva a los rayos del sol.
“Es necesaria protección solar siempre que el índice UV prevea niveles de exposición de moderados a altos, por ejemplo un índice UV de 3 o superior”, dice la OMS. Evite hacer ejercicios o actividades intensas al aire libre sin protección, así como es importante consumir agua cada 2 horas, aún sin tener sed.
Qué hacer:
°El golpe de calor es una urgencia médica con riesgo de muerte.
°La persona debe recibir cuidados en un hospital.
°Detenga toda actividad física.
°Llame una ambulancia de forma inmediata.
°Muévase o mueva a la persona afectada a un sitio fresco.
°Humedezca la cabeza y el cuerpo, y ventile a la persona para reducir la temperatura.